NasoNeb®

Sinusitis / Rinitis

Cómo diferenciar cada tipo de sinusitis.

La inflamación que provoca la sinusitis tiene diversas causas como:

1

Sinusitis viral

Ocurre en la mayoría de las veces, alrededor del 80% de los casos, debido a un resfriado común, y se presenta en las personas con síntomas como mucosidad nasal, generalmente transparente o amarillento, pero también puede ser verdoso.

Este tipo de sinusitis causa síntomas más leves y soportables y, cuando hay fiebre, no suele subir de los 38ºC. Además de esto, la sinusitis viral puede estar acompañada de otros síntomas de virosis como dolor de garganta, conjuntivitis, estornudos y obstrucción nasal.

2

Sinusitis alérgica

Los síntomas de la sinusitis alérgica son parecidos con los de la sinusitis viral, sin embargo, ocurre en personas que tuvieron una crisis reciente de rinitis alérgica, o que se expusieron a situaciones que le suelen causar estornudos y alergias como por ejemplo frío intenso, ambiente seco, ropas guardadas o libros viejos.

Es común que las personas que presentan una crisis de alergia tengan también picazón en la nariz y en la garganta, estornudos frecuentes y los ojos enrojecidos.

3

Sinusitis bacteriana

La sinusitis causada por la infección de una bacteria ocurre en apenas el 2% de los casos de esta enfermedad, y suele sospecharse cuando hay fiebre por encima de 38,5ºC, fuerte dolor en el rostro y secreción de aspecto purulento por la nariz y en la garganta, o cuando los síntomas, así sean leves persisten por más de 10 días.
4

Sinusitis fúngica

La sinusitis fúngica suele estar presente en casos de personas que tienen una sinusitis persistente, que no mejora con el tratamiento y con síntomas que se arrastran por mucho tiempo. En estos casos, pueden aparecer los síntomas en una sola región del rostro, y generalmente no provoca otros síntomas como la secreción nasal y fiebre.

El diagnóstico es hecho por el médico después de la evaluación clínica y del examen físico, sin embargo, como son parecidas puede ser difícil identificar la causa exacta.

La sinusitis o rinosinusitis es una enfermedad que va más allá de la inflamación solamente de la mucosa nasal (como es el caso de la rinitis) e involucra también a la mucosa de los senos paranasales, de allí su nombre RINO nariz y SINUSITIS senos paranasales.

  • La rinosinusitis o sinusitis pueden tener algunos orígenes siendo el más habitual una respuesta inflamatoria a una infección bacteriana, fúngica (hongos) y en general a una combinación de factores entre los que se encuentran también factores alérgicos y otros del propio paciente como pueden ser alteraciones anatómicas como por ejemplo desviaciones septales o alteraciones en el drenaje natural de los senos paranasales.
  • Los síntomas más habituales de la sinusitis o rinosinusitis suelen ser congestión nasal y dificultad para respirar, rinorrea (abundante moco), cefalea (dolor de cabeza), dolor tipo presión a nivel de la frente y/o de la cara, fiebre
  • De acuerdo al tiempo de evolución de la rinosinusitis esta puede ser clasificada como aguda si su duración es menor a 12 semanas y crónica si se prolonga más allá de 12 semanas; las formas crónicas pueden tener periodos de recaídas o exacerbaciones.
  • El diagnóstico adecuado requiere la exploración minuciosa por parte del especialista en otorrinolaringología quien cuenta con los elementos necesarios para la exploración nasal como cámaras de endoscopia nasal que permiten la visualización directa de los sitios de drenaje de los senos paranasales.  En ocasiones el diagnóstico también se puede apoyar en pruebas de imagen como tomografía computarizada o resonancia magnética
  • El tratamiento de la rinosinusitis debe ser orientado a cada paciente y en general es “escalonado” es decir que va desde medidas de tratamiento médico como antibióticos, antinflamatorios a tratamientos tópicos nasales, dependiendo del origen la patología
  • En caso de que el tratamiento médico no sea efectivo o si se detectan posibles complicaciones de la sinusitis se planteará un tratamiento quirúrgico, la CIRUGÍA ENDOSCOPICA NASOSINUSAL (CENS) cuyos resultados no son siempre efectivos.